jueves, 23 de mayo de 2013

Errores típicos al hacer dieta

Voy a enumerar algunos de los errores típicos que la gente comete cuando intenta adelgazar.

1. Acumular calorías inútiles, por ejemplo bebiendo un zumo de naranja envasado, comiendo algo de la máquina en el curro porque tenemos prisa o tomando una copa un sábado con lo que nos saltamos el régimen: esto no aporta casi ningún nutriente y, sin embargo, nos metemos en el cuerpo un buen montón de calorías.

2. Saltarse comidas: tiene el efecto contrario al deseado. Nuestro cuerpo lo que hace es disminuir el metabolismo y acumular reservas. Tampoco es buena idea como castigo ("me he comido un trozo de turrón ... así que sin cenar"). Tiene el mismo efecto.

3. No informarse: hoy en día, con los medios que se tienen, es imperdonable no ir al médico y preguntarle. Tampoco es justificable no buscar alguna fuente de información contrastada. En lugar de eso, acabamos haciendo caso a ese conocido que siguió una dieta rara y le funcionó ... pero, ¿por qué a nosotros no? ¿por qué a los dos meses estamos igual? ¿Cómo sabemos que nuestro conocido no ha provocado daños a su salud? Infórmate en el sitio correcto (y no, éste tampoco es el sitio correcto ... ve al médico).

4. Confiar en dietas milagrosas, pastillas, laxantes, remedios rápidos diversos no recomendados por el médico: seguramente, el pricipal problema son los hábitos que tenemos. Primero, hay que corregir los hábitos y alimentarnos saludablemente. El siguiente paso, si no lo hacemos ya, sería incorporar ejercicio moderado varios días a la semana. Pregúntate: ¿estás haciendo ya estás dos cosas? Si la respuesta es no, cambialo.

5. No hacer deporte: ¿no puedes andar una hora todos los días? La combinación dieta + ejercicio es MUCHO más efectiva. Empieza por andar, nadar ... Más adelante ya harás otras cosas. Poco a poco.

6. No beber agua: el agua es necesaria para un buen funcionamiento del organismo. Es necesaria para es necesaria para aumentar la secreción de fluidos como el sudor y la orina que es precisamente por donde se eliminan todos las toxinas.

Como ves, son cosas muy sencillas que puedes ir pensando en incorporar a tu rutina.  ¿Qué tal si empiezas por el primer punto ahora mismo?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.