jueves, 14 de julio de 2011

Cómo alcanzar tus objetivos

    Una de las razones por las que muchos fracasamos en conseguir lo que queremos es por una mala planificación. Sabemos qué queremos, o al menos eso decimos, pero no sabemos cómo ir allí y ni siquiera tenemos una idea exacta de dónde está "allí".

Este artículo pretende arrojar un poco de luz sobre el tema, explicando una forma estructurada de conseguir nuestras metas. Piensa en ello: la mayoría de la gente no consigue lo que quiere porque no lo intenta.

PARTE I - EL PLAN

Veamos algunos consejos que nos ayudarán en conseguir nuestros objetivos:
  1. En primer lugar, necesitaremos un sitio tranquilo, sin distracciones, para planificar nuestras acciones. Un lugar sin ruidos, sin TV, sin el teléfono sonando cada minuto, sin internet ... 
  2. En segundo lugar, debemos tener claro cuál es nuestro objetivo. Y esto quiere decir que tiene que ser un objetivo concreto, no vale "voy a ser rico". Debemos establecer explícitamente lo que queremos. Un ejemplo sería "voy a intentar tener ingresos adicionales de unos 300 euros todos los meses aparte de los de mi trabajo". Y, obviamente, tiene que ser un objetivo viable. No es buena idea pretender ser el campeón del mundo de los 100 metros con 50 años.
  3. Una vez que sabemos qué queremos, debemos establecer claramente cuáles serán los pasos que vamos a dar, con unos límites de tiempo definidos. Deben ser pasos realistas, establecidos con detalle, perfectamente definidos. Un ejemplo sería algo como esto:
      1. una semana para actualizar mi curriculum y mi página web
      2. dos semanas para repasar mis cuentas y ver dónde estoy despilfarrando el dinero
      3. una semana un plan de acción para reducir gastos
      4. una semana buscar cursos de formación para aprender fontanería
      5. una semana buscar ofertas de trabajo en fontanería
      6. enviar CV a todas las ofertas
      7. a partir de ahí, dedicaré todas las semanas los lunes a buscar nuevas ofertas y enviar CV
  4. Además, todo plan de acción tiene un principio y este no es "algún día". Cogeremos el calendario y le pondremos una cruz en el día que elijamos para empezar. Y ese día, pase lo que pase, empezaremos y punto.
Ya tenemos un plan bien definido, una fecha de comienzo, una fecha de finalización ... ¿Y qué más? Necesitamos una cosa importante: motivación.

PARTE II - AUTO-MOTIVACIÓN

Independientemente de el interés que tengamos en conseguir nuestro objetivo, una ayudita extra no vendrá mal. Lo que haremos es algo muy simple, usar nuestra imaginación para vencer los posibles obstáculos que nos ponga nuestro cerebro (pereza, miedos, ...).

Lo que haremos será, cada día, o al menos cada pocos días, buscar un sitio tranquilo donde podamos estar en silencio, sumergidos en nuestros pensamientos, y recrear el plan con todo detalle. Tienes que imaginar cada cosa, tienes que ver tu CV rellenado, la lista de empresas, imaginarte a ti mismo mandando los mails con tu CV, las respuestas, .... Y, muy importante, tienes que pensar en lo bien que te sentirás cada vez que consigas dar uno de esos pasos. Intenta usar siempre pensamientos positivos. Di "sera duro hacer xxxx pero cuando lo consiga será un paso muy importante, me sentiré mucho mejor, más seguro, más cerca del triunfo,..".

Finalmente, un pequeño consejo: escribe tu plan detallado en un papel y ve tachando las cosas conforme las vayas consiguiendo. Es muy estimulante ver cómo van cayendo todas.

PARTE III - NO TE RINDAS

Ya sabemos el camino para lograr nuestros objetivos y tenemos una buena motivación pero, ¿esto es suficiente? Si fuera así de fácil, lo haría cualquiera.

Mucha de la gente que triunfa, lo hace allí donde otros se rindieron mucho antes. No te rindas. Te surgirán inconvenientes. Es posible que tus primeros intentos salgan mal. Analiza lo que has hecho. Intenta corregir tus errores. Y no te rindas.

Muchas veces la perserverancia es la clave del éxito.

Planifica, visualiza, sé positivo, no te rindas ¡y consígue tus objetivos!

Suerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.